5 diferencias entre el pago como militar y como civil

Por lo general, el salario que le ofrecen en una entrevista de trabajo no es lo que terminará recibiendo. Conocer las cinco diferencias clave entre su cheque del pago de sueldo como civil y su Declaración de permiso y ganancias (LES, por sus siglas en inglés) puede disminuir la posibilidad de llevarse sorpresas, y ayudarle a elegir la mejor opción para usted.

1

Su ingreso neto podría ser menor de lo que esperaba

Cuando considera una oferta de trabajo civil, es importante saber que después de deducir los impuestos y beneficios, su pago neto será mucho menor que el salario que le ofrecieron. Es probable que sucediera lo contrario durante su servicio. Usted puede haber calificado para ciertos subsidios o incentivos que hicieron que su ingreso neto fuera mayor que su sueldo base. Por esta razón, el pago como civil puede parecer como si diera un paso atrás, incluso si la oferta de sueldo inicial parece generosa.

Pago bruto

Deducciones obligatorias

(como impuestos)

Deducciones voluntarias

(como un 401(k))

Ingreso neto

2

Impuestos, impuestos, impuestos

Es probable que la deducción más grande de su cheque del pago de sueldo como civil sea los impuestos. En las fuerzas armadas, el gobierno federal por lo general solo cobra los impuestos sobre el pago base, y muchos estados exoneran los impuestos sobre la renta. Otros tipos de pago militar, como el subsidio de vivienda, pago por combate o ajustes en el costo de vida, no están sujetos a impuestos. En el ámbito civil, solo algunos beneficios se deducen antes de impuestos, y en general una gran parte de su cheque del pago de sueldo está sujeta a impuestos. Usted puede estar sujeto a impuestos sobre la renta federales, estatales y locales (aunque algunos estados y distritos no cobran ninguno), impuestos del Seguro Social e impuestos de Medicare.

Consejo: si termina trabajando como contratista o comienza su propio negocio, es posible que no vea deducciones fiscales en su cheque del pago de sueldo. Aún así, tendrá que pagar los impuestos estimados, pero tendrá que encargarse usted mismo de esos pagos.

3

Tendrá que compensar por los subsidios

Tal vez quiera hacer una lista de los subsidios y pagos especiales que recibía en las fuerzas armadas, y luego calcular su valor monetario. Esto puede ayudarle a determinar algunas cosas. Primero, le permitirá tener una mejor idea del total de su salario como militar, más allá del sueldo base, lo que le ayudará a saber cuánto necesitará ganar como civil. Segundo, le ayudará a determinar su presupuesto como civil. Por ejemplo, cosas como su Subsidio básico para vivienda militar (BAH), pueden servirle como guía para su presupuesto de vivienda.

Consejo: conozca más sobre cómo se determina su Subsidio básico para vivienda militar. (solo se ofrece en inglés)

4

Manténgase al día con sus gastos

Es posible que como miembro activo del servicio militar no haya tenido que pagar de su bolsillo gastos de seguro médico. Como civil, puede ser que tenga que pagar primas y copagos mensuales cuando vaya a una consulta médica o surta una receta. Aunque cuente con seguro médico de su empleador, es probable que tenga que contribuir monetariamente y pagar para su cobertura, generalmente a través de una deducción de su cheque del pago de sueldo. Si su empleador no ofrece cobertura, tal vez tenga que comprar su propio seguro a través de un intercambio estatal o pagar una penalización fiscal si se queda sin cobertura.

5

Tal vez pueda negociar

Cuando es parte de las fuerzas armadas, su pago se determina en base a su rango. Sin embargo, en el sector privado, es posible que pueda negociar. Conocer cuánto necesita para cubrir sus gastos básicos y tener algo extra es un buen punto de partida para determinar cuál es su salario mínimo aceptable.

Consejo: si su empleador no negocia el salario, tal vez pueda negociar algunos beneficios como las horas de vacaciones.

Cerrar Descargo de responsabilidad

El material que se proporciona en este sitio web es solo con fines informativos y no tiene como objetivo ofrecer asesoramiento financiero, fiscal o de inversión. Bank of America y/o sus afiliadas, y Khan Academy no asumen ninguna responsabilidad por pérdidas o daños ocasionados como resultado de la confianza depositada en los materiales proporcionados. Tenga en cuenta que dicho material no se actualiza con regularidad y que por lo tanto alguna información podría no ser actual. Consulte a su profesional financiero y a su asesor fiscal personal al momento de tomar decisiones acerca de su situación financiera.

A continuación

Contáctenos

  • Lun. a vie. de 8 a.m. a las 12:00 a.m., horario del este
    Sab. de 8 a.m. a 8 p.m., horario del este, dom. de 9 a.m. a 8 p.m., horario del este

    866.736.2205 Lun. a vie. de 8 a.m. a las 12:00 a.m., horario del este
    Sab. de 8 a.m. a 8 p.m., horario del este, dom. de 9 a.m. a 8 p.m., horario del este
  • Programe una cita

Ni Bank of America Corporation, sus filiales o sus asesores financieros proporcionan asesoramiento legal, fiscal o contable. Debe consultar con sus propios asesores legales o fiscales antes de tomar cualquier decisión financiera.