Crear un presupuesto

Ya sea que esté pensando en crear una hoja de cálculo para su presupuesto personal o simplemente tener una mejor idea del manejo de su dinero, empiece con estos seis pasos.

Aunque usted no use una hoja de cálculo para su presupuesto, lo más probable es que necesite una manera de determinar a dónde se va su dinero cada mes. Crear un presupuesto usando una plantilla puede ayudarle a sentirse más en control de sus finanzas y permitirle ahorrar para alcanzar sus metas. El truco es encontrar la manera adecuada para usted para dar seguimiento a sus gastos. Los siguientes pasos le pueden ayudar a preparar un presupuesto.

Paso 1: Confirme su ingreso neto

El primer paso para crear un presupuesto es identificar la cantidad de dinero que recibe cada mes. Sin embargo, hay que tener en mente que es muy fácil sobrestimar cuánto puede gastar cómodamente si cree que el total de su salario es con lo que cuenta para sus gastos. Recuerde restar sus deducciones para el Seguro Social, los impuestos, el plan 401(k) y su cuenta flexible de gastos cuando esté creando la hoja de cálculo para su presupuesto. La cantidad de dinero que lleva a casa se conoce como su ingreso neto, y esa es la cifra que debe usar al crear su presupuesto.

Si trabaja de forma independiente o de medio tiempo, hemos preparado algunos consejos para el manejo de ingresos irregulares (solo se ofrece en inglés).

Consejo: si tiene un pasatiempo o algún talento, puede usarlos para encontrar una forma de complementar su ingreso. Tener una fuente adicional de ingresos (solo se ofrece en inglés) también puede ser útil en caso de que llegue a perder su empleo.

Paso 2: Dé seguimiento a sus gastos

Dar seguimiento y separar sus gastos por categorías puede ser útil para identificar dónde puede hacer ajustes. De esa manera podrá identificar en qué está gastando la mayor parte de su dinero y dónde sería más fácil reducir sus gastos.

Empiece por enumerar todos sus gastos fijos. Estas son las cuentas mensuales normales, como el alquiler o la hipoteca, servicios públicos o el pago del auto. Es poco probable que pueda reducir alguno de ellos, pero puede ser útil saber cuánto de su ingreso mensual se va para pagar estos gastos.

Después, prepare una lista de todos sus gastos variables, que son los que pueden cambiar de un mes al otro, como la compra del súper, gasolina y entretenimiento. Esta es un área en la que puede encontrar oportunidades para reducir gastos. Los estados de cuenta de la tarjeta de crédito y del banco son un buen lugar para empezar, ya que con frecuencia desglosan sus gastos mensuales por categoría.

Consejo: registre sus gastos diarios con cualquier cosa que tenga a la mano, papel y pluma, una app o su smartphone. Puede usar esta herramienta de gasto y presupuesto (solo se ofrece en inglés) si tiene una cuenta en Bank of America.

Paso 3: Establezca sus metas

Antes de empezar a revisar toda la información a la que le ha dado seguimiento, prepare una lista de todas las metas financieras que quiere alcanzar tanto a corto como a largo plazo. No debe tomar más de un año para alcanzar las metas a corto plazo. Puede llevar muchos años alcanzar las metas a largo plazo, como ahorrar para la jubilación o la educación de los hijos. Recuerde, sus metas no tienen que ser definitivas, pero será de ayuda identificar sus prioridades antes de empezar a planificar su presupuesto. Por ejemplo, podría ser más fácil reducir sus gastos si sabe que su meta a corto plazo es reducir la deuda de tarjeta de crédito.

Paso 4: Haga un plan

Use las listas de gastos fijos y variables que preparó para tener una idea de lo que estará gastando en los meses siguientes. Con los gastos fijos, podrá predecir con bastante exactitud cuánto tendrá que presupuestar. Use sus hábitos de consumo pasados como una guía para tratar de predecir sus gastos variables.

Es posible que quiera detallar sus gastos más aún, para diferenciar entre las cosas que necesita tener y las que le gustaría tener. Por ejemplo, si maneja a su trabajo todos los días, probablemente la gasolina contaría como algo necesario. Sin embargo, una suscripción mensual de música puede contar como algo que le gustaría tener. Esta diferencia es importante cuando llega el momento de hacer ajustes.

Paso 5: Ajuste sus hábitos si fuera necesario

Una vez que haga esto, ya tiene lo que necesita para completar su presupuesto. Habiendo documentado sus ingresos y sus gastos, puede empezar a ver en dónde le sobra dinero o dónde puede reducir sus gastos para tener el dinero para asignar hacia sus metas.

La lista de cosas que quiere tener es la primera área para identificar dónde puede recortar gastos. ¿Puede dejar de ir al cine y quedarse en casa a ver una película? Trate de ajustar los números de los gastos a los que les ha dado seguimiento para ver cuánto dinero le queda disponible. Si ya hizo los ajustes a los gastos de la lista de lo que quiere tener, evalúe los gastos de lo necesario. Es probable que necesite tener Internet en casa, pero, ¿es necesario que tenga el servicio con la velocidad más alta?

Por último, si sus números todavía no dan el resultado deseado, puede considerar ajustar sus gastos fijos. Hacer esto es más difícil y requiere tener mayor disciplina, pero al mirarlos más de cerca, es posible que algo que “necesita tener” pudiera ser solamente algo que le “costaría trabajo dejar de tener”. Estas decisiones vienen con grandes compromisos, así que asegúrese de evaluar cuidadosamente sus opciones.

Consejo: los pequeños ahorros pueden convertirse en mucho dinero, así que no pase por alto las pequeñas cosas. Se sorprenderá al ver cuánto dinero adicional puede acumular con solo hacer pequeños ajustes cada vez.

Paso 6: Siga haciendo revisiones

Es importante que revise su presupuesto regularmente para estar seguro de que va por buen camino. También puede comparar sus gastos mensuales con los de personas como usted. Pocos elementos del presupuesto son definitivos: es posible que reciba un aumento, sus gastos pueden aumentar o puede alcanzar su meta y quiere empezar a planificar para una nueva. Cualquiera que sea la razón, siga haciendo revisiones de su presupuesto siguiendo los pasos descritos anteriormente.

Cerrar Descargo de responsabilidad

El material provisto en este sitio web tiene únicamente fines informativos y no pretende ser un asesoramiento financiero ni de inversión. Bank of America y/o sus afiliados y Khan Academy, no asumen ninguna responsabilidad por cualquier pérdida o daño resultante de la confianza de alguien en la información del material provisto. Tenga en cuenta también que dicho material no se actualiza con regularidad y, por lo tanto, alguna información podría no estar al día. Consulte con su propio profesional financiero cuando tome decisiones con respecto a sus opciones financieras o de inversiones.

A continuación

Contáctenos

  • Lun. a vie. de 8 a. m. a las 12:00 a. m., horario del este Sab. de 8 a. m. a 8 p. m., horario del este, dom. de 9 a. m. a 8 p. m., horario del este
    866.736.2205 Lun. a vie. de 8 a. m. a las 12:00 a. m., horario del este
    Sab. de 8 a. m. a 8 p. m., horario del este, dom. de 9 a. m. a 8 p. m., horario del este
  • Programe una cita