Realidad: el costo de la vida

Mudarse a una nueva ciudad puede ser emocionante y estresante al mismo tiempo, especialmente cuando de sus finanzas se trata. Antes de dar este paso tan importante, conozca acerca de lo que puede esperar a nivel financiero y sobre los posibles cambios en su costo de vida.

Transcripción
Cerrar Descargo de responsabilidad

El material que se proporciona en este sitio web es solo con fines informativos y no tiene como objetivo ofrecer asesoramiento financiero, fiscal o de inversión. Bank of America y/o sus afiliadas, y Khan Academy no asumen ninguna responsabilidad por pérdidas o daños ocasionados como resultado de la confianza depositada en los materiales proporcionados. Tenga en cuenta que dicho material no se actualiza con regularidad y que por lo tanto alguna información podría no ser actual. Consulte a su profesional financiero y a su asesor fiscal personal al momento de tomar decisiones acerca de su situación financiera.

Cerrar transcripción

Visión realista: costo de vida

Si piensa en mudarse a una nueva ciudad, quizás considere las ventajas y desventajas de las oportunidades laborales, las atracciones locales y las ofertas socioculturales. Pero también considere el costo de vida de la ciudad, ya que puede tener un gran impacto en el rendimiento de su dinero.

Si tiene en cuenta que el ingreso promedio de los trabajadores estadounidenses menores de 35 años es de unos $35,000, esto podría dejar unos $2,600 al mes después de impuestos.

Estas son solo estadísticas, claro, pero es importante recordar que cualquiera que sea su salario neto, debe alcanzarle para pagar muchos gastos: alquiler, servicios públicos y alimentos, por supuesto, pero también considere seguro médico, pagos de préstamos estudiantiles y del auto, si los tiene, además de ahorrar para el futuro.

Con suerte, le quedará algo de dinero para otros gastos. Muchos de estos costos varían de un lugar a otro. Veamos algunos gastos básicos en varias ciudades populares para que tenga una idea del valor de su dinero en cada una de ellas.

Chicago ofrece muchas oportunidades de trabajo en finanzas, leyes y editoriales y es conocido por las universidades de posgrado excelentes. La ciudad es conocida por viajar en bicicleta fácilmente, sus pizzas de masa gruesa y sus clubes de comedia.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $11.]

Es una de las grandes ciudades más asequibles del país. El alquiler es de unos $1,300 al mes en promedio, más servicios públicos de $200 al mes en promedio. Un pase en el tren elevado cuesta unos $100 al mes. Sin embargo, el impuesto sobre ventas de Chicago es del 10.25%.

Nueva York es famosa por su diversidad, moda, vida nocturna y comida. Hay trabajos en finanzas, tecnología, entretenimiento y comunicación. Pero estas oportunidades tienen su costo: el alquiler promedio en Manhattan es cercano a $4,100 al mes y los servicios públicos cuestan unos $270 al mes.

Puede encontrar alquileres y comida más económicos en Brooklyn y Queens que tienen sus propios y únicos escenarios artísticos y culturales.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $11.]

El sistema de metro y autobús, que funciona las 24 horas, los 7 días de la semana, puede llevarlo a donde necesite por unos $120 al mes. El impuesto sobre ventas de Nueva York es del 8.88%.

San Francisco es costoso, con alquileres promedio de unos $3,300 al mes y los servicios públicos cuestan unos $230 al mes. Sin embargo, sus trabajos en tecnología bien remunerados pueden compensar ese costo.

Los pases para el transporte público cuestan unos $80 al mes. Y gracias al clima favorable, puede encontrar productos frescos locales casi todo el año.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $10.]

O puede pedir una pizza.

El impuesto sobre ventas de San Francisco es del 8.75%. Y es una gran ciudad para los amantes de la naturaleza, quienes disfrutan del esquí y las caminatas en las montañas.

Austin es conocida principalmente por su música y artes, pero también por sus precios razonables. El alquiler promedio cuesta unos $1,100 al mes y los servicios públicos, unos $190 al mes. Los pases para el transporte público cuestan unos $60 al mes, aunque muchos de sus habitantes eligen usar el auto, lo que puede representar un gasto adicional.

En esta ciudad hay trabajo en las crecientes áreas de tecnología y los medios de comunicación digitales, así como en la industria farmacéutica.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $11.]

Otra ventaja: los camiones que venden comida, con bocadillos gourmet ofrecidos por casi 2,000 camiones a una fracción del costo en un restaurante.

El impuesto sobre ventas es del 8.25%. DC ofrece muchas oportunidades laborales federales, internacionales y sin fines de lucro. Y hay muchos trabajos en el área de la tecnología y la industria del financiamiento de bienes raíces.

Los alquileres promedio son de unos $2,100 al mes y los servicios públicos cuestan unos $190 al mes. Además de pizza, las comunidades internacionales de DC ofrecen excelentes opciones de comida.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $9.]

Los pases mensuales para el metro cuestan unos $240. Si bien el metro es costoso, pasear por los grandes museos de la ciudad es gratuito. El impuesto sobre ventas de DC es solo del 5.25%.

Recuerde que, si bien el costo de vida es alto en muchos lugares, las oportunidades que ofrecen pueden compensar el gasto adicional. Con un poco de creatividad puede lograr que su dinero alcance para más.

Puede compartir alquiler, ir a eventos y actividades gratuitas, ejercitarse al aire libre y no en el gimnasio y comer en casa.

Mudarse a una nueva ciudad es una decisión personal y las cifras que presentamos aquí muestran solo parte de la situación.

Para tener una mejor idea del costo de un lugar a donde desee mudarse, considere visitarlo y consultar con los que viven allí. También puede investigar en línea.

[Gráfico en pantalla de www.state.gov]

El Departamento de Estado cuenta con una lista de recursos que pueden ayudarle. 

[Gráfico en pantalla de www.coli.org]

También puede comparar los costos de cada ciudad en el Consejo para la Comunidad y la Investigación Económica, aunque algunos de estos informes tienen un cargo mínimo.

Mudarse a una nueva ciudad es una posibilidad interesante con muchas oportunidades para trabajar y divertirse, pero también es una decisión financiera importante.

Sopesar el costo de vida con sus ingresos y gastos individuales puede ayudarle a tomar una decisión informada.

[Gráfico legal en pantalla:
Better Money Habits®
Creado por Bank of America

El material proporcionado en el presente video es de carácter informativo únicamente y no constituye asesoramiento en materia de inversiones o finanzas. Bank of America Corporation y/o sus afiliados no asumen ninguna responsabilidad por cualquier perjuicio o pérdida que resulte de la confianza del usuario en dicho material. Tenga en cuenta que este material no se actualiza de forma periódica, por lo que puede no corresponder con la realidad actual. Consulte con su asesor financiero antes de tomar una decisión relativa al manejo de sus inversiones y finanzas. © 2018 Bank of America Corporation.]

Visión realista: costo de vida

Si piensa en mudarse a una nueva ciudad, quizás considere las ventajas y desventajas de las oportunidades laborales, las atracciones locales y las ofertas socioculturales. Pero también considere el costo de vida de la ciudad, ya que puede tener un gran impacto en el rendimiento de su dinero.

Si tiene en cuenta que el ingreso promedio de los trabajadores estadounidenses menores de 35 años es de unos $35,000, esto podría dejar unos $2,600 al mes después de impuestos.

Estas son solo estadísticas, claro, pero es importante recordar que cualquiera que sea su salario neto, debe alcanzarle para pagar muchos gastos: alquiler, servicios públicos y alimentos, por supuesto, pero también considere seguro médico, pagos de préstamos estudiantiles y del auto, si los tiene, además de ahorrar para el futuro.

Con suerte, le quedará algo de dinero para otros gastos. Muchos de estos costos varían de un lugar a otro. Veamos algunos gastos básicos en varias ciudades populares para que tenga una idea del valor de su dinero en cada una de ellas.

Chicago ofrece muchas oportunidades de trabajo en finanzas, leyes y editoriales y es conocido por las universidades de posgrado excelentes. La ciudad es conocida por viajar en bicicleta fácilmente, sus pizzas de masa gruesa y sus clubes de comedia.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $11.]

Es una de las grandes ciudades más asequibles del país. El alquiler es de unos $1,300 al mes en promedio, más servicios públicos de $200 al mes en promedio. Un pase en el tren elevado cuesta unos $100 al mes. Sin embargo, el impuesto sobre ventas de Chicago es del 10.25%.

Nueva York es famosa por su diversidad, moda, vida nocturna y comida. Hay trabajos en finanzas, tecnología, entretenimiento y comunicación. Pero estas oportunidades tienen su costo: el alquiler promedio en Manhattan es cercano a $4,100 al mes y los servicios públicos cuestan unos $270 al mes.

Puede encontrar alquileres y comida más económicos en Brooklyn y Queens que tienen sus propios y únicos escenarios artísticos y culturales.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $11.]

El sistema de metro y autobús, que funciona las 24 horas, los 7 días de la semana, puede llevarlo a donde necesite por unos $120 al mes. El impuesto sobre ventas de Nueva York es del 8.88%.

San Francisco es costoso, con alquileres promedio de unos $3,300 al mes y los servicios públicos cuestan unos $230 al mes. Sin embargo, sus trabajos en tecnología bien remunerados pueden compensar ese costo.

Los pases para el transporte público cuestan unos $80 al mes. Y gracias al clima favorable, puede encontrar productos frescos locales casi todo el año.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $10.]

O puede pedir una pizza.

El impuesto sobre ventas de San Francisco es del 8.75%. Y es una gran ciudad para los amantes de la naturaleza, quienes disfrutan del esquí y las caminatas en las montañas.

Austin es conocida principalmente por su música y artes, pero también por sus precios razonables. El alquiler promedio cuesta unos $1,100 al mes y los servicios públicos, unos $190 al mes. Los pases para el transporte público cuestan unos $60 al mes, aunque muchos de sus habitantes eligen usar el auto, lo que puede representar un gasto adicional.

En esta ciudad hay trabajo en las crecientes áreas de tecnología y los medios de comunicación digitales, así como en la industria farmacéutica.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $11.]

Otra ventaja: los camiones que venden comida, con bocadillos gourmet ofrecidos por casi 2,000 camiones a una fracción del costo en un restaurante.

El impuesto sobre ventas es del 8.25%. DC ofrece muchas oportunidades laborales federales, internacionales y sin fines de lucro. Y hay muchos trabajos en el área de la tecnología y la industria del financiamiento de bienes raíces.

Los alquileres promedio son de unos $2,100 al mes y los servicios públicos cuestan unos $190 al mes. Además de pizza, las comunidades internacionales de DC ofrecen excelentes opciones de comida.

[Gráfico en pantalla, con precios promedio en 2015, de una rebanada de pizza por $9.]

Los pases mensuales para el metro cuestan unos $240. Si bien el metro es costoso, pasear por los grandes museos de la ciudad es gratuito. El impuesto sobre ventas de DC es solo del 5.25%.

Recuerde que, si bien el costo de vida es alto en muchos lugares, las oportunidades que ofrecen pueden compensar el gasto adicional. Con un poco de creatividad puede lograr que su dinero alcance para más.

Puede compartir alquiler, ir a eventos y actividades gratuitas, ejercitarse al aire libre y no en el gimnasio y comer en casa.

Mudarse a una nueva ciudad es una decisión personal y las cifras que presentamos aquí muestran solo parte de la situación.

Para tener una mejor idea del costo de un lugar a donde desee mudarse, considere visitarlo y consultar con los que viven allí. También puede investigar en línea.

[Gráfico en pantalla de www.state.gov]

El Departamento de Estado cuenta con una lista de recursos que pueden ayudarle. 

[Gráfico en pantalla de www.coli.org]

También puede comparar los costos de cada ciudad en el Consejo para la Comunidad y la Investigación Económica, aunque algunos de estos informes tienen un cargo mínimo.

Mudarse a una nueva ciudad es una posibilidad interesante con muchas oportunidades para trabajar y divertirse, pero también es una decisión financiera importante.

Sopesar el costo de vida con sus ingresos y gastos individuales puede ayudarle a tomar una decisión informada.

[Gráfico legal en pantalla:
Better Money Habits®
Creado por Bank of America

El material proporcionado en el presente video es de carácter informativo únicamente y no constituye asesoramiento en materia de inversiones o finanzas. Bank of America Corporation y/o sus afiliados no asumen ninguna responsabilidad por cualquier perjuicio o pérdida que resulte de la confianza del usuario en dicho material. Tenga en cuenta que este material no se actualiza de forma periódica, por lo que puede no corresponder con la realidad actual. Consulte con su asesor financiero antes de tomar una decisión relativa al manejo de sus inversiones y finanzas. © 2018 Bank of America Corporation.]

A continuación

Contáctenos

  • Lun. a vie. de 8 a. m. a 10 p. m., horario del este
    Sab. de 8 a. m. a 6:30 p. m., horario del este

    800.763.6798 Lun. a vie. de 8 a. m. a 10 p. m., horario del este
    Sab. de 8 a. m. a 6:30 p. m., horario del este
  • Programe una cita